miércoles, 18 de abril de 2012

Boston - Boston (1976)




Tras una semanita de ausencia forzosa, vuelvo a la carga. Voy a centrarme próximamente en analizar los discos que forman parte de mi colección; aun así, si tenéis alguna petición, no dudéis en hacerla. Sé que tengo alguna cosa pendiente, pero bueno.

Vamos a lo que vamos: 1976 representa un antes y un después en la música popular, básicamente por que es el año en el que el punk sale a escena, rompiendo radicalmente con los excesos del rock progresivo y derivados, los grandes mastodontes que tuvieron éxito en los años anteriores. En unos años, muchas de estas bandas como Yes, Genesis o Jethro Tull, tuvieron que adaptarse a las masas para mantener su relevancia.

Así que Boston, la banda liderada por el ingeniero y prodigio Tom Scholz con el tremendo cantante Brad Delp, no podía haber elegido un año peor para debutar. Sin embargo, a este clásico se le sigue considerando uno de los grandes hitos del rock clásico.

Y no hay mayor hito que la canción que lo abre: ese "More than a Feeling", escuchado hasta la saciedad, con la mejor interpretación de la carrera del malogrado Delp y del que veinticinco años el mismísimo Kurt Cobain echaría mano para su "Smells Like Teen Spirit". Mítico y omnipresente en cualquier compilación rockera que se precie, es la balada rock por excelencia de los setenta. Pero, en mi opinión, está lejos de ser el mejor tema del álbum.

Tom Scholz, a menudo tachado de perfeccionista inaguantable, y que produjo el álbum además de tocar la guitarra y teclados (se rumoreó que había compuesto todo con un ordenador), encontró una fórmula y la aprovecha perfectamente: solos de guitarra muy melódicos y atrayentes, con una guitarra acústica dando el ritmo y las agudas intervenciones de Delp. "Peace of Mind" es uno de los temas que mejor representa ese modelo, además de una canción estupenda.

Pero todas las canciones son increíbles, sin excepción: "Foreplay/Long Time", con sus casi ocho minutos, es totalmente épica: la genial introducción comandada por el órgano y el bajo, seguida de el tema principal, con sus punteos, sus intermedios acústicos y su potente estribillo. Más breve es "Rock & Roll Band", crónica de los inicios humildes del grupo y uno de los cortes más conocidos del disco.

"Smokin'" es una oda a la marihuana: de hecho, la duración del tema (4 minutos y 20 segundos) es una referencia a la subcultura del consumo de cannabis (no voy a contar toda la historieta). Es otro punto fuerte del álbum, especialmente esa parte instrumental, con el apabullante solo de órgano y esa dinámica que hace a la canción tan entretenida.

Otra baladita, esta vez acústica llega con "Hitch a Ride", algo más floja que el resto, pero a pesar de ello sigue sin desentonar gracias a la habilidad técnica y a la intromisión de Scholz y su órgano después del segundo estribillo, tras la cual llega un interminable solo de guitarra al más puro estilo de Boston.

Probablemente, la gran joya escondida de este grandísimo disco sea "Something About You": uno puede pensar que no ofrezca nada distinto, y es verdad, pero está a la altura de los grandes clásicos que han sonado antes. Y tiene un estribillo extremadamente pegadizo. Finalmente, "Let Me Take You Home Tonight", un tema relajado con fantásticas armonías y con una coda irresistible, termina el álbum de una forma maravillosa.

La banda nunca igualó el éxito con sus posteriores trabajos, y tras mucho tiempo (Scholz tardaba siglos en preparar discos nuevos) y cinco discos en más de treinta años, siguen activos, aunque desgraciadamente Delp se suicidó en 2007. Pese a ello, al parecer trabajan en nuevo material diez años después de su último álbum. Habrá que echarle un ojo.

No me apetece enrollarme más, porque no creo que el objetivo de una crítica sea ese. Sólo me queda recomendar enfervorecidamente este clásico del rock.

----------------
LO MEJOR: "Smokin'", "Foreplay/Long Time" y "Something About You"

LO PEOR: Poca cosa. "Hitch a Ride" no me gusta tanto como el resto, pero es una canción estupenda.

VALORACIÓN: 9,75/10.

NOTA ACTUALIZADA 2017: 24/30
----------------
VÍDEOS

More than a Feeling
Smokin'
Peace of Mind
Foreplay/Long Time
Something About You

6 comentarios:

  1. joder, ahora me ha entrado la curiosidad por saber la historia entera de Smokin... donde la puedo leer? jajajaja
    buen análisis, como siempre :)

    ResponderEliminar
  2. Venga, por ser tú, te la cuento xD:

    Al parecer, el 420 es un número relacionado con la subcultura de la marihuana. Todo se remonta a 1971, cuando unos estudiantes de California decidieron encontrar una plantación de hierba que tenían por allí cerca. Las quedadas para buscar el huerto se hacían en una estatua de Pasteur a las 4:20 de la tarde. De esa estupidez, comenzó a evolucionar la cosa, hasta que ahora, el 20 de Abril (4/20) se ha convertido en una especie de festividad porrera, donde la gente se reune a fumar y a pedir la deslegalización del cannabis.

    Y la canción dura aproximadamente 4 minutos 20 segundos (como todo, si le pones algo más entre canciones, salen un par de segundos adicionales). No es algo que yo me haya inventado, por supuesto... Lo leí... en alguna parte.

    ResponderEliminar
  3. estos americanos, cuando se trata de su droga, se vuelven locos jajajaja
    gracias por la explicación, al final va a ser verdad esa frase que dice que a la cama nunca irás sin saber una cosa más jeje :)

    ResponderEliminar
  4. No deja de ser curioso que ayer mismo fue 20 de abril. Estas casualidades dan su cosilla...

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...